• By Emily Hiatt

Trasplante de riñón entre gemelos: ventana al futuro de trasplante de órganos sin inmunosupresión

March 27, 2012

Si le pregunta a Ernesto Boleaga qué cosas disfruta en la vida, le dirá que le gusta el arte, los museos, los libros y los viajes. Y la comida. La comida juega un papel muy importante en la vida de Boleaga, después de todo,  trabaja en mercadotecnia para una compañía internacional de alimentos en Texas. Su trabajo lo lleva a visitar plantas procesadoras de alimentos en distintas partes del mundo.

ROCHESTER, Minnesota -  27 de marzo de 2012.  Hace un año, Boleaga, de 36 años, empezó a tener problemas médicos que amenazaban con quitarle las cosas que disfruta. “Mis pies se comenzaron a hinchar, pero pensé que era por los viajes”, recuerda Boleaga.

Después se comenzó a sentir cansado. En febrero de 2011, terminó en una sala de emergencias en Dallas, donde los médicos le dijeron que tenía presión sanguínea muy alta, anemia y fallo renal. La noticia impactó a Boleaga, quien no tenía ningún historial familiar de problemas renales.

Desde ese momento todo pasó rapido. Al final del día, estaba recibiendo su primera sesión de diálisis. Boleaga también se enteró que seguramente necesitaría un trasplante de riñón. “Esa fue la primera vez que escuché la palabra trasplante en relación a mí...también la palabra diálisis era nueva para mí, había todo un nuevo universo ante mí”, dice Boleaga. “Desde ese momento toda mi vida cambió.”

Durante esos momentos difíciles, Boleaga contaba con su esposa Paloma y con su hermano gemelo José Luis, quien viajó de México a Dallas para estar con él en el hospital. Los hermanos están muy compenetrados.

“El mismo día que el nefrólogo dijo que tenía fallo renal y que sería necesario un trasplante, mi hermano dijo, ‘Aquí estoy yo. Si lo necesita ahora mismo, vamos a hacerlo.’ Y desde ese momento mi hermano tuvo la voluntad de darme uno de sus riñones”.

En febrero de 2012, los hermanos Boleaga decidieron viajar a Mayo Clinic en Rochester, Minnesota, donde supieron que se realiza un método de trasplante que ayuda a la pronta recuperación de tanto el donante como el receptor.

Después de realizar pruebas para comprobar que son idénticos, el trasplante se realizó el 9 de febrero. El Dr. Mikel Prieto, cirujano de trasplante en Mayo Clinic, realizó la cirugía que le permitió a José Luis donar un riñón por vía laparoscópica, ayudando a la pronta recuperación del donante.

Por su parte, Ernesto dice haber sentido el cambio casi inmediatamente. Solo días después del trasplante, Ernesto expresó, “No puedo imaginar que hace sólo una semana estaba ingresando al hospital con mi hermano, y ahora puedo caminar y puedo ir a todas partes. Es sorprendente”.

Ernesto también está contento de ya no necesitar una dieta tan restrictiva, y de poder comer naranjas, pasteles y chocolate.

La pronta recuperación de ambos hermanos, pero en especial de Ernesto,  es singular porque Ernesto no necesita medicamentos inmunosupresores, como es el caso de casi todos los receptores de trasplante. Su cuerpo ve el riñón de su hermano como si fuera el suyo propio, y no lo rechaza.

El doctor Prieto, del programa de trasplante de Mayo Clinic, explica que es normal que en un trasplante entre dos personas particulares siempre haya rechazo al órgano nuevo, por tratarse de dos sistemas inmunes diferentes. Para prevenir este rechazo, los trasplantados deben tomar un coctel de medicamentos por el resto de sus vidas para suprimir el sistema inmune y evitar el rechazo del órgano nuevo. Pero entre hermanos gemelos idénticos todo es diferente.

"Básicamente, tenemos dos individuos que son genéticamente exactos; es como realizar un trasplante con tu propio riñón”, explica el cirujano. “El cuerpo no reconoce al otro órgano como extraño y nunca lo rechaza”.

El doctor Prieto explica que hay investigaciones en el campo de medicina regenerativa que intentan convertir la experiencia de Ernesto Boleaga en una rutinaria. “Esperamos que en el futuro podamos reproducir un órgano que sea genéticamente idéntico al paciente que lo recibe”, dice el galeno. “Entonces cada trasplante podrá ser igual que un trasplante entre gemelos idénticos”.

###

Información sobre Mayo Clinic

En el año 2014 se conmemoran 150 años de servicio a la humanidad de Mayo Clinic, entidad sin fines de lucro y líder mundial en atención médica, investigación y educación para gente procedente de todos los ámbitos de la vida. Si desea más información, visite: 150years.mayoclinic.orgMayoClinic.org o http://newsnetwork.mayoclinic.org/.


CONTACTO PARA LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN: Emily A. Hiatt, Mayo Clinic Public Affairs, 507-284-5005, newsbureau@mayo.edu