• By Soledad Andrade

Riesgo de otra conmoción cerebral aumenta después de sufrir la primera

May 12, 2014

ESTIMADA MAYO CLINIC:
Mi hija de 17 años recibió un golpe en un partido de fútbol y sufrió una leve conmoción cerebral. El médico dice que en la primavera puede jugar nuevamente, pero estoy preocupada. ¿Verdad que ella tiene más probabilidad de sufrir otra conmoción cerebral después de ya haber tenido una? ¿Le afecta a largo plazo haber sufrido una conmoción cerebral?

RESPUESTA:
Nube de palabras que dice conmoción cerebral
Usted tiene toda la razón de estar preocupada. Cualquier lesión en el cerebro, incluso una conmoción cerebral leve, debe tomarse muy seriamente. Dicho eso, su hija posiblemente pueda volver a jugar fútbol sin peligro siempre y cuando todos los síntomas de la conmoción cerebral hayan pasado por completo.

Es verdad que el riesgo de su hija de sufrir otra conmoción cerebral es mayor después de ya haber tenido una, de manera que usted debe mantenerse atenta a esa posibilidad. Hasta el momento, no se entiende bien cuáles son los efectos secundarios específicos a largo plazo de una conmoción cerebral, pero es baja la probabilidad de presentar graves problemas duraderos debidos a una conmoción cerebral leve.

La conmoción cerebral es un traumatismo del cerebro que altera la manera en la que éste funciona. Los síntomas de una conmoción cerebral generalmente son de dolor de cabeza y, a veces, también se informa sobre problemas con la memoria, equilibrio, coordinación, concentración y capacidad de juicio. Sin embargo, estos síntomas suelen ser temporales.

Todo traumatismo cerebral, por definición, altera la función del cerebro. A fin de permitir al cerebro recuperarse bien, es fundamental tratar atentamente las conmociones cerebrales y restringir las actividades hasta que pasen los síntomas. Eso no solamente incluye a la actividad física, sino también a la mental, como las tareas escolares, cuando dichas actividades provocan o empeoran los síntomas.

A medida que los síntomas empiezan a resolverse, la persona puede iniciar el proceso de retomar paso a paso su actividad normal. Dicho proceso debe personalizarse, según la situación individual de cada paciente, y siempre debe realizarse bajo la dirección y estrecho control de un médico clínico experimentado en el tratamiento de la conmoción cerebral.

El fútbol es un deporte de algo riesgo para conmociones cerebrales. Cuando su hija vuelva a jugar fútbol, permanezca atenta ante cualquier síntoma de otra conmoción cerebral si ella recibe un golpe fuerte en la cabeza, cuello o parte superior del tronco. Tenga presente que no es necesario recibir un golpe en la cabeza para sufrir una conmoción cerebral, pues cualquier aceleración o desaceleración repentina de la cabeza puede ocasionarla.

Converse con el entrenador de su hija respecto a su antecedente de conmoción cerebral y asegúrese que esa persona entienda cómo detectar los síntomas. Si su hija muestra cualquiera de los síntomas antes mencionados, debe recibir atención médica de inmediato.

No es común presentar efectos en el cerebro a largo plazo por haber sufrido una sola conmoción cerebral. Las investigaciones revelan que en la mayoría de personas, cualquiera que sea su edad, los síntomas y efectos de una conmoción cerebral leve se resuelven completamente y por lo general no suelen presentarse efectos duraderos.

Por otro lado, surgen más evidencias respecto a que el efecto médico acumulativo de varias conmociones cerebrales puede, en algunas personas, aumentar el riesgo de desarrollar una enfermedad neurológica degenerativa más adelante en la vida. Debido a ello, ahora las investigaciones en curso siguen a las personas que sufrieron conmoción cerebral durante un período largo de tiempo. Los resultados de dichas investigaciones pueden permitir a los médicos entender mejor cuáles son los efectos específicos a la postre de la conmoción cerebral sobre la salud del cerebro.

En el caso de su hija, mientras ella no presente ningún signo o síntoma de conmoción cerebral y el médico haya evaluado atentamente la situación para asegurarse que puede retomar el deporte, posiblemente la chica pueda jugar fútbol otra vez. No obstante, permanezca atenta a los signos de algún posible problema relacionado con la conmoción cerebral y ante cualquier duda, consulte de inmediato con el médico.

Dr. Allen Brown, Medicina Física y Rehabilitación de Mayo Clinic en Rochester, Minnesota. 

Please login or become a member to post a comment.