• By Sharon Theimer

Investigadores de Mayo Clinic llenan con virus oncolítico a células T con receptor de antígeno quimérico para tratar cáncer de tumor sólido

April 28, 2022
Imagen de un virus oncolítico

ROCHESTER, Minnesota. Los investigadores del Centro para Medicina Personalizada en Mayo Clinic inventaron una técnica de inmunoterapia que combina la terapia de células T con receptor de antígeno quimérico (CAR-T, por sus siglas en inglés) con un virus que elimina el cáncer a fin de apuntar de forma más eficiente el tratamiento contra el cáncer de tumor sólido. 

El método combinado se publicó en Science Translational Medicine (Medicina de Ciencia Traslacional) y consiste en llenar con un virus oncolítico a las células T con receptor de antígeno quimérico, las cuales fueron manipuladas para buscar antígenos en las células cancerosas. Los virus oncolíticos se presentan de forma natural e infectan y destruyen a las células cancerosas. Estos virus se reproducen bien y de forma natural en las células cancerosas, pero también se los puede manipular para que apunten selectivamente contra las células cancerosas.

El estudio plantea que las células T con receptor de antígeno quimérico pueden llevar al virus oncolítico hasta el tumor. Luego, el virus se infiltra en las células tumorales, se reproduce para abrirlas y estimula una potente respuesta inmunitaria. 

«Este método permite que el virus y las células T con receptor de antígeno quimérico eliminen al tumor. Además, cuando el virus llega a su destino, hace que el tumor se convierta en un ambiente muy inflamatorio que el sistema inmunitario del paciente puede ver y empezar a atacar», apostilla el Dr. Richard Vile, codirector del Programa de Terapia Genética y Viral del Centro Oncológico de Mayo Clinic y profesor «Fundación de la familia de Richard M. Schulze».

La estrategia terapéutica hace frente a dos problemas grandes que dificultan el tratamiento de los tumores sólidos con solamente la terapia de células T con receptor de antígeno quimérico. Primero, el virus oncolítico destruye el escudo molecular que algunos tumores sólidos usan para evitar el ataque del sistema inmunitario; segundo, el virus invade el centro mismo de las células cancerosas, hazaña casi imposible para las células inmunitarias que suelen perder su poder en el intento.

Los investigadores también descubrieron que el método combinado aportó un fenotipo de la memoria inmunitaria contra el tumor.

«Poner el virus en las células T con receptor de antígeno quimérico no solamente permite activarlas contra el virus y contra el tumor, sino que también adquieren memoria inmunitaria. Esto permite administrar, más adelante, un refuerzo con el virus y volver a despertar a las células T con receptor de antígeno quimérico para que lleven a cabo otra serie de eliminación del tumor», afirma el Dr. Vile. 

El Dr. Vile y su equipo administraron por vía intravenosa la terapia doble a ratones de laboratorio para tratar gliomas de alto grado en niños y adultos, así como melanoma en la piel. Descubrieron que la terapia combinada derivó en tasas más altas de curación en tumores ubicados en varios sitios, sin ocasionar toxicidad significativa. Descubrieron también que esto llevó a que los ratones curados tuvieran protección aparente frente a una recurrencia del tumor.

«Desde el punto de vista clínico, la administración sistémica de la terapia constituye una posible ventaja porque se podría tratar a pacientes con metástasis, sin tener que inyectar en cada tumor», explica el Dr. Vile. 

Enseguida, el Dr. Vile resalta la importancia de mantener cautela respecto a cuán bien se podrá convertir en la atención médica de los pacientes a los estudios hechos en animales que sirven de modelos para el cáncer.

«De todas maneras, tenemos la esperanza de que podremos llevar esta estrategia a ensayos clínicos en el transcurso de uno o dos años. Al hacer esos ensayos en Mayo Clinic, se verá si la terapia de células T con receptor de antígeno quimérico permite añadir más eficacia al tratamiento de distintos tipos de tumores sólidos», añade el Dr. Vile.

Reconocimientos

Este trabajo se financió en parte gracias al programa de becarios del Fondo para Investigación Oncológica de la Orden Fraternal de las Águilas, al Consejo Europeo de Investigación, a la Fundación de la Familia de Richard M. Schulze, al Centro para Medicina Personalizada en Mayo Clinic, a Mayo Clinic Ventures, a los subsidios de los Institutos Nacionales de Salud a R. G. Vile (R01CA175386, R01CA108961, P50 CA210964), a un subsidio de Terry y Judith Paul, así como a un subsidio para investigación de Oncolytics Biotech Inc. Los salarios de A. Huff y C. Driscoll contaron con el apoyo parcial del subsidio T32 AI132165 de los Institutos Nacionales de Salud.

###

Información sobre Mayo Clinic
Mayo Clinic es una organización sin fines de lucro, dedicada a innovar la práctica clínica, la educación y la investigación, así como a ofrecer pericia, compasión y respuestas a todos los que necesitan recobrar la salud. Visite la Red Informativa de Mayo Clinic para leer más noticias sobre Mayo Clinic.

Contacto para los medios de comunicación:
Susan Murphy, Relaciones Públicas de Mayo Clinic, newsbureau@mayo.edu