• By Sharon Theimer

Los senolíticos mejoran la salud y prolongan la vida: resultados del estudio preclínico

July 9, 2018

Una investigadora trabaja con las muestrasROCHESTER, Minnesota: La presencia de senescencia, o de células disfuncionales, puede hacer envejecer más rápido a los ratones; pero la administración de fármacos senolíticos para eliminar a estas maliciosas células en los ratones ancianos, les mejoró la salud y les prolongó la vida. Los resultados obtenidos por los investigadores de Mayo Clinic y sus colaboradores crean la base para seguir adelante en este campo de estudio sobre la vejez y se publican en Nature Medicine.

“Podemos decir con certeza que las células senescentes ocasionan problemas de salud en los ratones jóvenes, incluso provocan disfunción física y reducen la tasa de supervivencia, pero la administración de senolíticos puede mejorar considerablemente el período de salud y el tiempo de vida en animales con muchos más años de envejecimiento natural”, comenta el Dr. James Kirkland investigador geriátrico de Mayo Clinic y director del Centro Kogod para el Envejecimiento. El Dr. Kirkland también es el autor principal del estudio.

Mayo Clinic descubrió los primeros senolíticos, o fármacos compuestos que eliminan a las células senescentes del cuerpo. Los senolíticos utilizados en este estudio son una mezcla de dasatinib, que promueve la muerte de las células cancerosas, y de quercetín, un antioxidante presente en las manzanas y otros alimentos. La acción de los senolíticos consiste en dejar que las células senescentes se “autodestruyan”, lo cual no daña a las células sanas, sean adyacentes o de otra parte del cuerpo.

La realización del estudio

Los investigadores trasplantaron células senescentes en ratones jóvenes y en un grupo de ratones de edad madura con envejecimiento natural. El trasplante de las células senescentes, aunque sea en pequeña cantidad, fue suficiente para provocar fragilidad en los ratones y reducir su supervivencia. Estos efectos se suscitaron con menos células senescentes en los ratones de mayor edad que entre los más jóvenes, igual que entre los ratones alimentados con grasa que en los ratones magros. Eso significa que la obesidad empeora los efectos del envejecimiento. El tratamiento con senolíticos permitió prevenir o revertir los problemas en los ratones trasplantados con células senescentes.

En los ratones con vejez natural (que en años humanos equivale aproximadamente a 80 años), la administración de la mezcla de senolíticos por vía oral les mejoró la función física. Los ratones pudieron correr mejor en la cinta de andar y mantener mayor fuerza de agarre, además de hacer más actividad diaria. Su tiempo de vida se prolongó en el 36 por ciento, comparado con la norma para este tipo de ratones, y no fue a costa de un período prolongado de fragilidad hacia el final de la vida. De igual manera, las muertes debidas a enfermedades relacionadas con la edad ocurrieron más adelante y, en general, la causa de los fallecimientos fue la vejez, más que alguna de esas enfermedades, incluido cáncer. Más aún, los senolíticos eliminaron a las células senescentes humanas en cuestión de 48 horas en las muestras de grasa obtenidas directamente del quirófano. 

Transformación a los humanos

Los investigadores advierten que las personas no  deben recibir estas sustancias senolíticas, hasta que primero se demuestre su seguridad y eficacia en ensayos clínicos. Dicen que si estas sustancias son eficaces y seguras en los ensayos clínicos, los senolíticos no solo ayudarán a aliviar la disfunción física y la fragilidad en los ancianos, sino que simultáneamente les brindarán más autosuficiencia en el ocaso de sus vidas.

Los colaboradores del estudio pertenecen a la Universidad de Newcastle en la ciudad de Newcastle upon Tyne, Reino Unido; de la Universidad de Indiana Bloomington en Bloomington, Indiana; de la Universidad de Alabama en Birmingham, Alabama; del Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Texas en San Antonio, Texas; del Sistema de Atención Médica para Veteranos del Sur de Texas en San Antonio; del Instituto de Investigación Scripps en Jupiter, Florida, y del Centro para el Envejecimiento de la Universidad de Connecticut, UConn Health, en Farmington, Connecticut.

El estudio se financió gracias a varios subsidios de los Institutos Nacionales de Salud, así como al Grupo Connor, a Robert J. y Teresa W. Ryan, a la Federación Glenn y estadounidense para investigación sobre el envejecimiento, y a las Fundaciones Long Life y Noaber de Ted Nash. Algunos investigadores tienen intereses económicos en los resultados del estudio y Mayo Clinic posee las patentes de los fármacos senolíticos. Los detalles del estudio y la lista completa de los autores constan en el trabajo.

###

Información sobre Mayo Clinic
Mayo Clinic es una organización sin fines de lucro y dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación que ofrece atención experta e integral a todos los que necesitan recobrar la salud.  Infórmese más acerca de Mayo Clinic. Visite la Red Informativa de Mayo Clinic.

Contacto para los medios de comunicación:
Sharon Theimer, Relaciones Públicas de Mayo Clinic, 507-284-5005, correo electrónico: newsbureau@mayo.edu.

Please login or register to post a reply.