• By Sharon Theimer

Consejos de salud: herpes labial

September 6, 2019
a close-up of a woman's lips, with cold sores

Escrito por el personal de Mayo Clinic

El herpes labial, también llamado «fuegos febriles», es una infección viral frecuente. Se trata de pequeñas ampollas llenas de líquido que, a menudo, se agrupan sobre los labios o alrededor de ellos. Una vez que las ampollas se rompen, se forma una costra sobre la llaga que queda. El herpes labial generalmente se cura en dos a cuatro semanas y no deja cicatrices.

El herpes labial puede contagiarse de una persona a otra por contacto cercano, por ejemplo, al besarse. Es causado por el virus del herpes simple (VHS-1), que tiene estrecha relación con el que causa el herpes genital (VHS-2). Estos dos virus pueden afectar la boca o los genitales y se transmiten a través del sexo oral. El herpes labial es contagioso aunque no se vean las llagas.

No existe cura para la infección por el virus del herpes simple y las ampollas pueden volver a aparecer. La medicación antiviral ayuda a que el herpes labial se cure más rápidamente y a que reaparezca con menos frecuencia.

Síntomas

Un herpes labial generalmente atraviesa varias etapas:

  • Hormigueo y picazón. Muchas personas sienten una sensación de picazón, ardor u hormigueo alrededor de los labios durante aproximadamente un día, antes de que aparezca una pequeña mancha dura y dolorosa y salga la ampolla.
  • Ampollas. Generalmente, aparecen pequeñas ampollas llenas de líquido a lo largo del borde exterior de los labios, donde se unen con la piel de la cara. El herpes labial también puede observarse alrededor de la nariz o en las mejillas.
  • Exudado y costras. Las pequeñas ampollas pueden unirse y luego explotar, dejando llagas superficiales abiertas que rezuman líquido y luego forman una costra.

Los signos y síntomas varían, según este sea el primer brote o una recurrencia. Las ampollas pueden durar varios días y tardar de dos a cuatro semanas en sanar por completo. Las recurrencias generalmente ocurren en el mismo lugar y tienden a ser menos graves que el primer brote.

Durante los primeros brotes, algunas personas también tienen:

  • Fiebre
  • Encías erosionadas y dolorosas
  • Dolor de garganta
  • Dolor de cabeza
  • Dolores musculares
  • Ganglios linfáticos hinchados

Los niños menores de 5 años pueden tener herpes labial dentro de la boca y las lesiones frecuentemente se confunden con aftas. Las aftas solo afectan la membrana mucosa y no se deben al virus del herpes simple.

Cuándo consultar al médico

El herpes labial por lo general desaparece sin tratamiento. Consulta con el médico en estos casos:

  • El sistema inmunitario está debilitado
  • El herpes labial no se cura en dos semanas
  • Los síntomas son graves
  • El herpes labial reaparece con frecuencia
  • Hay irritación en los ojos

Causas

El herpes labial es producto de ciertas cepas del virus del herpes simple. El virus del herpes simple de tipo 1 (VHS-1) generalmente provoca herpes labial. El virus del herpes simple de tipo 2 (VHS-2) generalmente causa el herpes genital. Sin embargo, cualquiera de los tipos puede provocar llagas en la zona facial o en los genitales. La mayoría de las personas que están infectadas con el virus que provoca el herpes labial nunca manifiestan signos y síntomas.

Los herpes genitales son más contagiosos cuando hay ampollas que rezumen, pero el virus igual puede transmitirse aunque no haya ampollas. Compartir utensilios para comer, afeitadoras y toallas, así como los besos, pueden contagiar el VHS-1. El sexo oral puede propagar el VHS-1 a los genitales y el VHS-2 a los labios.

Una vez que has tenido una infección por herpes, el virus permanece inactivo en las células nerviosas de la piel y puede surgir como otro herpes labial en el mismo lugar anterior. La recurrencia puede deberse a lo siguiente:

  • Infección viral o fiebre
  • Cambios hormonales, como aquellos relacionados con la menstruación
  • Estrés
  • Fatiga
  • Exposición a la luz del sol y al viento
  • Cambios en el sistema inmunitario

Factores de riesgo

Alrededor del 90 por ciento de los adultos en todo el mundo, incluso aquellos que nunca tuvieron síntomas de infección, obtuvieron resultados positivos en la prueba para detectar el virus que causa el herpes labial.

Las personas que tienen el sistema inmunitario debilitado tienen mayor riesgo de complicaciones a causa del virus. Las enfermedades y los tratamientos que aumentan el riesgo de sufrir complicaciones comprenden los siguientes:

  • VIH y sida
  • Quemaduras graves
  • Eccema
  • Quimioterapia contra el cáncer
  • Medicamentos contra el rechazo en los trasplantes de órganos

Complicaciones

En algunas personas, el virus que causa el herpes labial puede causar problemas en otras partes del cuerpo, entre ellas:

  • Puntas de los dedos. Tanto el VHS-1 como el VHS-2 pueden propagarse a los dedos. Este tipo de infección a menudo se denomina «herpes panadizo». Los niños que suelen succionarse el pulgar pueden trasladar la infección de la boca a los pulgares.
  • Ojos. A veces, el virus puede causar una infección en los ojos. Las infecciones reiteradas pueden dejar cicatrices y causar lesiones, lo que puede llevar a problemas en la visión o ceguera.
  • Zonas generalizadas de la piel. Las personas que padecen una enfermedad de la piel llamada «eccema» tienen mayor riesgo de propagación del herpes labial a todo el cuerpo. Esto puede convertirse en una emergencia médica.
  • Otros órganos. En las personas con un sistema inmunitario debilitado, el virus también puede afectar otros órganos, como la médula espinal y el cerebro.

Prevención

El médico puede recetar un medicamento antiviral para tomar en forma regular cuando se contrae el herpes labial con frecuencia o hay mayor riesgo de complicaciones graves. Si parece que la luz del sol provoca la reaparición del herpes labial, aplica bloqueador solar en el lugar donde suele estar presente.

Para evitar propagar el herpes labial a los demás o a otras partes del cuerpo, toma las siguientes precauciones:

  • Evita el contacto piel con piel con otras personas mientras las ampollas estén presentes. El virus se propaga más fácilmente cuando hay secreciones húmedas en las ampollas.
  • Evita compartir artículos. Los utensilios, las toallas, el bálsamo para labios y otros artículos pueden propagar el virus cuando hay ampollas.
  • Mantén las manos limpias. Cuando tengas un herpes labial, lávate las manos cuidadosamente antes de tocarte y de tocar a otras personas, especialmente a bebés.

Diagnóstico

Generalmente, el médico puede diagnosticar el herpes labial con solo mirarlo. Para confirmar el diagnóstico, puede tomar una muestra de la ampolla para analizarla en el laboratorio.

Tratamiento

El herpes labial, por lo general, desaparece sin tratamiento en el plazo de una a cuatro semanas. Diversos tipos de medicamentos antivirales de venta bajo prescripción pueden acelerar el proceso de curación. Por ejemplo:

  • Aciclovir (Xerese, Zovirax)
  • Valaciclovir (Valtrex)
  • Famciclovir (Famvir)
  • Penciclovir (Denavir)

Algunos de estos productos vienen en forma de píldoras para tragar y otros son cremas para aplicar en las aftas varias veces al día. En general, las píldoras funcionan mejor que las cremas. En el caso de infecciones muy graves, se puede administrar algunos medicamentos antivirales mediante inyección.

Estilo de vida y remedios caseros

El ungüento docosanol para úlcera bucales de venta libre (Abreva) puede reducir el tiempo de cicatrización de las úlceras bucales. Cuando aparezcan los primeros síntomas, aplícalo sobre la piel afectada según las indicaciones del envase.

Para aliviar el malestar producido por el herpes labial:

  • Prueba otros medicamentos para las úlceras bucales. Algunas preparaciones de venta libre contienen agentes secantes, como el alcohol, que pueden acelerar la cicatrización.
  • Utiliza bálsamos y cremas para los labios. Protege tus labios del sol con una crema de óxido de zinc o un bálsamo para los labios con protector solar. Si se te secan los labios, aplícales una crema hidratante.
  • Coloca una compresa fría. Un paño frío y húmedo puede disminuir el enrojecimiento, ayudar a eliminar las costras y favorecer la cicatrización.
  • Aplica cremas analgésicas. Las cremas de venta libre con lidocaína o benzocaína pueden aliviar el dolor.

Medicina alternativa

Aunque los resultados de los estudios son variados, algunos tratamientos con medicamentos alternativos para el herpes labial son los siguientes:

  • Lisina. La lisina es un aminoácido que está disponible como suplemento oral o en crema.
  • Propóleos. Conocidos también como cera sintética de abeja, los propóleos están disponibles como ungüento al 3 por ciento. Cuando se aplican en las primeras etapas y con frecuencia, pueden reducir la duración del brote.
  • Ruibarbo y salvia. Una crema que combina ruibarbo y salvia puede ser casi tan eficaz como una crema de aciclovir (Zovirax).
  • Reducción del estrés. Si tus herpes labiales se desencadenan por el estrés, es aconsejable que pruebes técnicas de relajación, como los ejercicios de respiración profunda y la meditación.

###

Información sobre Mayo Clinic
Mayo Clinic es una organización sin fines de lucro, dedicada a innovar la práctica clínica, la educación y la investigación, así como a ofrecer pericia, compasión y respuestas a todos los que necesitan recobrar la salud. Visite la Red Informativa de Mayo Clinic para leer más noticias sobre Mayo Clinic y Mirada interna de Mayo Clinic para más información sobre Mayo Clinic.

Contacto para los medios de comunicación:
Sharon Theimer, Relaciones Públicas de Mayo Clinic, 507-284-5005, correo electrónico:
newsbureau@mayo.edu.

Please login or register to post a reply.